Por qué la omnicanalidad mal gestionada es un problema para la experiencia del cliente

Tener varios canales no te convierte en omnicanal. Esta debe ser consistente y que el acceso a través de múltiples canales no genere nuevos puntos de fricción.